IN THE NEWS

El reto de ser un país en la mira de los inversores
Sun, 07/08/2016 - 12:48

"La Argentina necesita alrededor de US$ 25.000 millones por año en inversiones, para volver a hacer un catch up y ponernos en una situación de competitividad similar a la que deberíamos haber tenido si hubiéramos seguido con la inversión que necesitábamos", dijo sin vueltas Juan Procaccini, presidente de la Agencia Argentina de Inversiones y Comercio Internacional.

La organización, que tiene madre y padre porque depende tanto del Ministerio de Producción como de la Cancillería, realizó un informe que concluyó que, comparando la inversión extranjera directa que recibió América latina en los 90 y la inversión extranjera que recibió en el período 2008-2014, en la región esa variable creció en promedio anual 4,5 veces. Pero en la Argentina se mantuvo constante, mientras que Perú, Colombia, Brasil en parte y México fueron los países que multiplicaron su poder de captación hasta 5 o 6 veces.

"Analizamos un plan de inversiones del Gobierno y se necesitan entre 150 y 170 mil millones de dólares para cubrir todos los sectores que en diez años no recibieron inversión alguna. Los números son enormes, por eso la necesidad de captar el interés del mundo", dijo Procaccini.

Desde el Estado afirman que los primeros seis meses fueron de normalización de la economía para simplificar procesos y generar confianza. "Tomamos un paciente terminal y había que empezar a resolver un montón de problemas que asumíamos que conocíamos, y que en muchos casos fueron complicándose", admitió. Sin embargo dijo ser optimista; cree que las inversiones van a llegar y que se trata de procesos que llevan tiempo. "La seducción de los inversores ya empezó. Ellos entienden la oportunidad que tiene el país, porque conocen la capacidad y la poca inversión que ha tenido. Hay muy pocos países en el mundo que se comparan con la situación actual de la Argentina", afirmó.

Procaccini sostuvo que el país está en una situación única, porque el resto de la región está muy golpeada, especialmente Brasil, y que hoy, la competencia de la Argentina en cuanto a su lugar de candidata a recibir inversiones es Irak. "Sobre todo para los países de Medio Oriente, países asiáticos, que después de la apertura comienzan a ser interesantes para competirle a la Argentina en grandes proyectos de infraestructura. La ventaja es que nuestro país tiene paz, no tiene problemas migratorios como tiene Europa y no hay conflictos religiosos. El inversor compara América latina con otros lugares en donde quizá la oportunidad de negocios existe, pero son muy complicados para vivir", indicó.

En cuanto a los sectores más atractivos para los inversores, el ex McKinsey explicó que la energía, con minería incluida, los agronegocios y la infraestructura son los más buscados. Para incentivar la llegada de esas inversiones, en septiembre se hará un foro de negocios donde los funcionarios presentarán los planes de gobierno. "También las provincias están invitadas a participar y todo el ecosistema privado, porque queremos que el inversor internacional tenga la posibilidad de conocer las empresas argentinas y todo lo que el país tiene para ofrecer", expresó.

keyboard_arrow_leftBACK